jueves, 4 de abril de 2013

Tarta Sara vegana

Una tarta riquísima, con una presentación espectacular, y además la podemos utilizar para la base de la mona, adornándola con unas plumas de colores, algún pollito y por supuesto una figura de chocolate vegano encima :).

 Ingredientes
Un bizcocho vegano 

 Para el almíbar: 
100 grs. de agua 
100 grs. de azúcar 
un chorrito de zumo de limón o naranja 
opcional: un chorrito de licor 

 Para la crema de margarina: 
125 grs. de Margarina vegana 
50 grs. de azúcar glass 
1 cucharada sopera de leche vegetal 
opcional: unas gotas de esencia de vainilla 
opcional: cacao en polvo 

 opcional: mermelada de albaricoque o manzana para el relleno 

 Para decorar: 
almendras laminadas tostadas (unos 80-100 grs.) 
azúcar glass 
opcional: cerezas en almíbar 


 Preparación

Comenzamos preparando la crema de margarina. 
Ponemos la margarina en un bol y la batimos a mano con unas barillas para que quede una consistencia cremosa. 
Entonces añadimos el azúcar tamizado (o pasado por un colador para evitar que haga grumos) y vamos incorporándolo bien a la margarina. 
Añadimos la esencia si la usamos, y finalmente la leche vegetal (yo he usado leche de soja calcio Hacendado, que es bastante densa).

Si queremos usar la crema de margarina al cacao podemos añadir dos cucharadas de cacao en polvo e incorporarlo bien.

Reservamos la crema en la nevera. 

Ahora nos ponemos con el almíbar. 
En un cazo ponemos el agua con el limón y el azúcar y llevamos a ebullición a fuego lento, disolviendo bien el azúcar. 
Dejamos cocer unos 4 minutos (tiempo que podemos usar para tostar las almendras laminadas) para que se forme el almíbar, y apartamos cuando vemos que hace burbujas grandes, antes de que tome color.

Lo apartamos fuera del fuego, como encima del mármol, para que no siga caramelizando, añadimos el licor si lo vamos a aromatizar, y abrimos el bizcocho, en uno o dos cortes. 
 Separamos la base y la pincelamos con el almíbar. 
Untamos encima con la crema de margarina o la mermelada


y ponemos la capa superior encima. 
Repetimos si hemos hecho más cortes con almíbar y la crema o mermelada. 
Finalmente untamos todo el pastel con la crema de margarina. 

 Podemos tostar las almendras en tandas sobre una sartén a fuego no muy fuerte, sin nada de aceite, y controlando muy bien, moviendo, cuando empiecen a tomar color. 
Es importante no tostarlas demasiado, pues amargan y no podremos usarlas.

Dejarlas enfriar sobre el mármol (directamente la almendra en el mármol o un plato, para que se enfríen). 

Una vez lo tenemos todo preparado sólo tenemos que poner las almendras en los laterales (es importante que estén frías y no fundan la margarina) y por encima. 
Se pegarán a la crema de margarina. 
 Finalmente decoramos con azúcar glass tamizado, y si queremos podemos hacer rosetones de crema de margarina en los bordes, y poner media cereza confitada encima. 


 Nota:
La mona es una tarta que se come con una figura de chocolate encima, que comemos el lunes de Pascua en Cataluña.

Parece un pastel complicado y que da trabajo, pero no lo es en absoluto! 
Con el bizcocho preparado (tiene que estar frío) no tardaremos más de 15 ó 20 minutos en realizar el montaje. Y está exquisita!!! 

 La original está rellena de crema de margarina, si la hacemos con cacao 
le da un punto muy bueno, y la mermelada un toque muy fresco. 

 Cómo os gusta a vosotros?

8 comentarios:

  1. Respuestas
    1. Sí, no tiene nada que envidiar a una no vegana. :)
      Pero tengo que subir más bizcochos, que he visto que tengo muy pocos y del principio, con lo que los he mejorado!!!

      Eliminar
  2. Que pinta mas rica tiene!!Eres una artista ;D

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Ya me gustaría... pero creo que los golosos nos espabilamos bien con los postres jajajaja.
      Era la primera vez que tostaba las almendras y aunque hay que estar pendiente, fue todo un éxito!!! De verdad qeu las fotos no le hacen justicia, ni a cómo se veía, ni cómo sabía :D

      Eliminar
  3. Que ilusión! echaba mucho de menos la sara! y por fin he encontrado una receta vegana! esta semana mismo la pruebo! xD

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Espero qeu la probaras y te encantara. En casa al principio nadie quería y voló, todos repitieron (y eso que soy la única vegana). Es exquisita, de verdad!

      Eliminar
  4. HOla!! jo, ayer descubrí tu blog y tengo que decirte que enhorabuena!!! estaba un poco harta de los blogs veganos en los que había que hacer la compra en tiendas especializadas, que cuesta todo un pasta. Es estupendo que se cuelguen recetas con los ingredientes de siempre (aunque incluyas el tofu o alguna cosilla mas que ya se va encontrando en muchos sitios).
    Un saludo!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Silvia!!!
      Me alegra que te gusten las recetas y mi tofu :D y abrir el abanico gastronómico siempre es una alegría más jeje.
      La verdad es que mi intención con el blog fue la que tú dices: usar lo que tenemos siempre en la despensa. Cuanto más sencillo, mejor. Por practicidad, por economía...
      Pero es cierto que el seitán y tofu los he incorporado a mi vida y creo que de verdad vale la pena comprarlos (bueno, o hacerlos, aunque el tofu firme prefiero comprarlo, y el seitán hacerlo en casa).
      Después vas probando y creo que es fácil dejarte seducir por ingredientes exóticos porque nutricionalmente pueden ser interesantes, y novedosos al paladar. Como vivo en Barcelona tengo acceso a muchos y quizá vaya probando alguno. Pero creo que la base, no ha de cambiar.
      Bueno, muchisimas gracias por pasar y comentar :)

      Eliminar